Blas fue recogido en Carabanchel por un aviso, estaba muy mal. Tenía el ojo muy hinchado y apenas se movía debido creemos por un golpe. Aunque llegamos a que valorara el veterinario, necesitaba estabilizar para poder sacar y cerrar el ojo y reconstruir la musculatura...